Enrique Olaya Herrera

Enrique Olaya Herrera

Biografía

Enrique Alfredo Olaya Herrera nació el 12 de noviembre de 1880 en Guateque, Boyacá, Colombia. Sus padres fueron Justiniano Olaya, quien fue médico y comerciante, y Emperatriz Herrera. Enrique tuvo una formación encaminada a la realización de diversas cosas dentro de la vida militar y política, en donde una de ellas fue el haber participado como abanderado de las tropas liberales cuando se dio la famosa guerra de los mil días, en donde muchas personas perdieron la vida.

En el año de 1906 obtuvo el cargo de secretario de la legación colombiana en Caracas y viajó a Bélgica para hacer un postgrado en diplomacia y sociología, su preparación siempre fue un punto de gran relevancia en su vida porque sabía que era la forma de salir adelante y obtener puestos importantes, sobre todo porque en ese entonces Colombia vivió muchos episodios tanto positivos como negativos pero, se necesitaba de personas preparadas para enfrentar las demandas sociales.

Después de haber estudiado, decidió regresar a Colombia y trabajó como periodista, teniendo en sus manos la fundación del periódico Gaceta Republicana, en donde pudo expresarse y señalar el gobierno de Rafael Reyes. Enrique Olaya tuvo la amistad y apoyo de conservadores como José Vicente Concha y Miguel Abadía Méndez, en donde la tensión política que existía, provocó la renuncia del entonces presidente a mediados de 1909.

Después, formó parte del ministerio de relaciones exteriores para el presidente Reyes como jefe del archivo diplomático y jefe de la sección de límites. Fue así como en poco tiempo logró formar parte del partido liberal, apoyando sus ideas así como las republicanas, como Carlos Eugenio Restrepo que era conservador. También se interesó en crear un ambiente armónico en Colombia porque sabía que era la forma en hacer que las cosas fueran mejorando en muchos ámbitos de la vida.

Su temperamento, forma de ser y de expresarse, lo ayudó a tener el apoyo tanto de liberales como de conservadores, quienes demostraron esto cuando se dieron las elecciones para la presidencia de Colombia, lo cual sucedió varios años después. En el año de 1910 fungió como diputado de la asamblea constituyente que reformó la constitución de 1886 y apoyó el gobierno de Restrepo.

En 1911 decidió atender su vida personal, contrayendo matrimonio con María Teresa Londoño con quien después tuvo dos hijas, después cuando se dio el gobierno de Restrepo, decidió nombrar a Olaya ministro de Relaciones Exteriores, en cuyo cargo estuvo entre el mes de agosto de 1910 hasta noviembre de 1911, en cuyo cargo conoció a otras personas de la política.

En 1915 Olaya fundó el Diario Nacional, posteriormente fungió como representante en la cámara en 1917. Tres años más tarde fue senador de la república, así pasó el tiempo, en donde logró resaltar como persona entregada en las actividades que le tocó realizar, así como también apoyó a otras personas. Entre 1921 y 1922 nuevamente fue nombrado Ministro de Relaciones Exteriores durante la administración de Jorge Holguín, en donde logró obtener un reconocimiento especial por sus compañeros.

Las cosas que logró hacer con los años, ayudaron para a partir de 1922 y hasta 1930, cuando Enrique Olaya fue nombrado ministro plenipotenciario en Washington, en cuyo último año, decidió participar como candidato a la presidencia de Colombia, en representación del partido liberal y gracias a la trayectoria que tenía en ese momento, hizo que ganara las elecciones, con lo que le puso fin al periodo conocido como la hegemonía conservadora.

Cabe decir que cuando finalizó el gobierno presidencial de Miguel Abadía Méndez, el partido conservador ya estaba dividido, siendo los conservadores republicanos quienes apoyaron al gobierno liberal entrante y que precisamente era liderado por Enrique Olaya, mientras que otra facción era liderada por Guillermo Valencia y Alfredo Vázquez Cobo. Las cosas no serían sencillas en la vida pública de Colombia, debido a la situación tan tensa que se dio en la política.

Educación

Enroque Olaya Herrera estudió el nivel primaria en una institución pública de Guateque, Boyacá, su ciudad natal. Después ingresó a otras instituciones de otros niveles avanzados y en ese recorrido educativo, le nació el interés por el periodismo porque lo consideó como algo interesante en donde podía aprender más cosas y desarrollar la habilidad para expresarse mediante la palabra escrita.

Eso hizo que más tarde fundara el periodo “El Patriota”, con una publicación que se hizo en Guateque y con la cual tuvo fama a tan sólo 12 años de edad. Dicho hecho hizo que Olaya fuera una persona muy conocida en ese lugar, haciendo que poco a poco ganara más amistades de muchos ámbitos. Cabe decir que cuando estudió en la Universidad Republicana de Colombia, al finalizar el plan de estudios se graduó como doctor en jurisprudencia en el año de 1904.

Es preciso señalar que mientras estudió su carrera, fundó una revista llamada “El Estudiante” que tenía publicaciones semanales y también participó en la redacción de varios artículos en “El Autonomista” que fue un periódico fundado por Rafael Uribe Uribe, en donde también demostró la habilidad que tenía para escribir, compartiendo con muchas personas pensamientos e ideas personales.

Época en la Presidencia

Cuando Enrique Olaya Herrera obtuvo la silla presidencial de Colombia, decidió formar un gabinete mixto, en donde hubieran participantes de los dos partidos políticos con la finalidad de tener una organización adecuada y contar con el apoyo de todos para sacar adelante al país, mediante la atención de las necesidades, problemas y demandas en todos los ámbitos.

Las primeras acciones de su gobierno fueron a organizar las finanzas porque estaban muy deterioradas desde que se dio la crisis de 1929, porque provocaron la paralización de las exportaciones del país, por lo que tomó la decisión de destinar los recursos del estado para estimular el crecimiento del comercio interno, lo cual se reflejó en las importaciones que disminuyeron, y también se vio en la creación de industrias y comercios a nivel nacional.

Otra acción que se atendió al inicio de su administración fue adelantar algunos programas educativos, así como otros que permitieron el acceso de la mujer a la educación. Tomó en cuenta varias leyes que permitieron mejorar las condiciones laborales de los obreros y entidades para financiar el desarrollo del campo y la adquisición de vivienda, con lo cual se beneficiaron muchas personas que se dedicaban a esa actividad económica.

En el mes de septiembre de 1932, tropas peruanas invadieron Leticia en el trapecio amazónico porque fue parte de una orden del entonces presidente peruano Luis Miguel Sánchez Cerro, lo cual hizo que el presidente de Colombia, Enrique Olaya reaccionara inmediatamente ante estas acciones. En ese momento la armada colombiana no contaba con una flota amplia para enfrentar la invasión, por lo que todo se tornó más difícil en el país, sobre todo en cuanto a la economía, porque su debilidad no permitió que compraran armamentos adecuados.

Ante eso, el gobierno tuvo que pedir el apoyo de la población, quienes no duraron en hacer donaciones para que se pudieran comprar las armas que se necesitaban. Participaron desde las clases más humildes hasta las más poderosas, quienes dieron dinero y joyas para apoyar al gobierno. Esto hizo que se lograron tener 3 meses la adquisición y después se llegó el arribo de fragatas que provinieron de Inglaterra, lo cual se llevó a cabo mediante el río Amazonas con las órdenes del general Alfredo Vázquez Cobo.

Dichas flotas se dirigieron hacia la población de Tarapacá, al norte de Leticia y también transportaron tropas por aire, haciendo que los aviones comerciales se ocuparan en aviones de combate para tener más medios para defender a Colombia. Fue así como al darse los enfrentamientos, las tropas colombianas derrotaron a las peruanas en Tarapacá y en Güepi el 26 de Marzo de 1933, en donde participaron cientos de soldados colombianos contra 194 peruanos.

La solución del conflicto se dio hasta el año de 1934 con la ratificación por parte del Protocolo de Rio de Janeiro de que donde se mencionó que el trapecio amazónico pertenecía a Colombia. Cuando eso sucedió, se presentó una situación complicada porque el presidente de Perú, Sánchez Cerro fue asesinado por uno de los oficiales de su ejército poco antes de finalizar los enfrentamientos, haciendo que se creara en Perú un ambiente más conciliador con la llegada del nuevo presidente.

Es elemental decir que la guerra sucedida con Perú, hizo que se tuviera una mejor situación con Colombia, aunque al principio fue difícil, pero se benefició el ámbito financiero, moral y social para el país, pero se enfatizó la falta de equipamiento militar. Esto hizo que el gobierno se diera cuenta de la falta de una fuerza disuasiva para enfrentar otras guerras y así hacer que con su esfuerzo se logren ganar por el bien de todos los colombianos.

El presidente Olaya vivió una época de conflictos pero a pesar de todo eso, siempre hizo lo necesario para poder hacer que Colombia saliera a flote ante las adversidades que se presentaron. Cuando se llegó el momento de finalizar su presidencia, su gabinete agradeció el apoyo a su presidente, porque sabían que sólo con su unión, las cosas podrían cambiar y marcarse así una mejora general, la cual sólo se logró conseguir con el tiempo.

Después de la Presidencia

Cuando finalizó la administración de Enrique Olaya, su sucesor fue Alfonso López Pumarejo y entregó la silla presidencial en el año de 1934. Después de eso decidió seguir en la vida política, por lo que en el año de 1935 fue nombrado ministro de relaciones exteriores y más tarde viajó al Vaticano con el título de embajador en la Santa Sede en Roma. Debido a la gran trayectoria que tuvo y a su esfuerzo por ser mejor cada día y ofrecer lo mejor como persona, ganándose el respeto de la sociedad.

Fue así como después obtuvo el apoyo de muchos políticos para postularse como candidato para a presidencial en 1938, pero murió el 18 de febrero de 1837 en la ciudad de Italia. Su historia de vida nos da a conocer que Olaya fue un presidente que se conoció por haber lograr orientar y organizar al país, continuando con los esfuerzos de mejoras de sus antecesores, haciendo que la política nacional se uniera para enfrentar los retos que marcaron su administración.

Sus acciones lograron fortalecer al industria en todo el país, además de que se ocupó de la construcción de carreteras y ferrocarriles, no dejó a un lado la importancia de la educación de calidad porque sabía que era parte básica para la formación de los que serían los nuevos talentos colombianos, por eso estimuló este aspecto en todos los niveles educativos públicos.

Su trabajó también dejó un legado importante en la mejora del magisterio, porque sólo con maestros preparados, se podía aspirar a desarrollar habilidades en todos los estudiantes de los diversos niveles educativos, haciendo que la universidad fuera el punto de llegada de todos para así poder adentrarse a la vida laboral tan demandante que desde hace años ha existido en Colombia.

Finalmente debemos decir que algunos de sus escritos más populares fueron “La cláusula de la Nación más Favorecida, Cuestiones territoriales en 1905 y La liberación condicional. Fue así como el legado que dejó en el país fue muy amplio y esto pasó a ser parte de la historia de presidentes de Colombia.